El ministro de Economía, Comercio y Empresa, Carlos Cuerpo, ha informado en el marco de la reunión de ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea, de la propuesta del Gobierno de España para impulsar en Europa el uso de la Inteligencia Artificial para aumentar la competitividad y crecimiento de las pequeñas y medianas empresas.

La propuesta está dirigida a promover el uso de esta tecnología para facilitar el cumplimiento de normas y requisitos burocráticos, además de racionalizar los diferentes regímenes y trámites nacionales en la Unión Europea, contribuyendo a mejorar la eficiencia y productividad de las pymes.

«España confía que la Unión Europea puede aprovechar la oportunidad de las tecnologías transformadoras para reforzar su competitividad ante un mundo cada vez más fragmentado», dijo Carlos Cuerpo. «Esto representaría un paso crucial para garantizar la seguridad económica de Europa».

A través del uso ético y responsable de IA, las pymes se podrían beneficiar de un «administrador artificial» que se encargue de la gestión de los trámites y las interacciones con las administraciones, para que las empresas se puedan centrar en su negocio principal. La herramienta tiene el potencial de generar aumentos de productividad para un gran número de sectores económicos.